El mercado inmologístico español sigue despertando un alto interés entre los inversores.

El mercado inmologístico español sigue despertando un alto interés entre los inversores.

El interés en el mercado de inversión logístico en España seguirá siendo muy elevado por la presencia de inversores buscando opciones en este segmento. No obstante, la oferta de activos a la venta es un importante handicap para el mercado, que previsiblemente hará que no se alcance el volumen de inversión de 2015.

Estas son las previsiones que maneja la consultora inmobiliaria Aguirre Newman, que ha publicado recientemente su ‘Informe del Mercado Logístico 2015’, en el que se apunta un volumen de inversión de 835 millones de euros en España durante el último año, lo que representa un incremento del 30,7% frente a 2014.

Para la consultora será difícil repetir en 2016 estas cifras, que suponen el mayor volumen de inversión de toda la serie histórica. Durante el último ejercicio, el volumen de inversión en rentabilidad en el mercado logístico de Madrid ha superado los 441 millones de euros, el 53% del volumen total, mientras que el mercado de Cataluña ha alcanzado los 176 millones de euros.

Aunque en el presente ejercicio los mercados de Madrid y Cataluña se presentan de nuevo como los más activos, la escasez de oferta puede hacer a los inversores dirigirse hacia mercados secundarios. De hecho, ya en 2015, Valencia y Zaragoza, principalmente, empezaron a atraer a inversores ante la menor oferta de los dos principales núcleos económicos del país.

Inversores institucionales y socimis impulsan el mercado

La actual falta de producto también aumentará el interés en formatos de ‘forward funding’ o forward purchasing’. Por otro lado, el perfil del inversor seguirá siendo muy similar al observado en los años 2014 y 2015: inversores institucionales con elevada experiencia en el sector logístico y socimis concentrarán el mayor volumen de inversión.

En 2015, los fondos institucionales representaron el 54% del volumen total de inversión, con inversores extranjeros interesados por los mercados de Madrid y Cataluña. Por su parte, las socimis, con un 39% del volumen total de inversión, se convirtieron en los inversores más relevantes tras los fondos institucionales.

El informe de Aguirre Newman también indica que, en el presente 2016, la elevada presión de la demanda junto a una oferta limitada producirá una contracción en la tasa de rentabilidad inicial, que para activos ‘prime’ podría situarse por debajo del 7%, mientras que para activos secundarios bajaría hasta el 7,75%.