A fecha de 2021, existen más de tres millones de robots trabajando en las fábricas de todo el mundo, lo que supone un crecimiento del 10%. Así se refleja en un informe de la Federación Internacional de Robótica, que indica que en 2020 se adquirieron 380.000 nuevos y este año, se llegará a 435.000, superando el nivel récord alcanzado en 2018.

Asia continúa siendo el actor principal en este campo, con un 71% de cuota de mercado de robots instalados en 2020, mientras que Europa ha experimentado una caída del 8% con la crisis sanitaria, pero para este año se espera un aumento similar, llegando a casi 73.000 unidades.

Alemania es uno de los cinco principales mercados de robots en el mundo, junto con China, Japón, Estados Unidos y Corea, acumulando un 33% del total de instalaciones en Europa. Le sigue Italia con un 13% y Francia con un 8%.

España es el cuarto mercado europeo en lo que respecta a instalaciones de robots y existencias operativas, con 38.007 unidades en 2020, un 3,2% más que el año anterior. Además, según la Asociación Española de Robótica y Automatización, la demanda ha crecido entre un 15% y un 20% en la primera mitad de 2021.

A pesar de las consecuencias de la pandemia del coronavirus, el mercado de la robótica está en constante evolución. Destaca especialmente la robótica colaborativa, que ha crecido un 6% en 2020 y seguirá aumentando a buen ritmo.