Con motivo de la situación que viven las empresas dedicadas al sector de los portavehículos, que incluso desembocó en un paro patronal el día 7 de marzo, la localidad de O Porriño ha acogido una reunión a la que han acudido pymes y autónomos de Galicia que agrupan a más de 250 vehículos portacoches de gran tonelaje.

Los portacoches no solamente se han visto afectados gravemente por la escalada de los precios del carburante, sino también por las «precarias condiciones económicas» en las que este subsector  presta servicio en los últimos meses a los operadores y la reducción de la carga de trabajo por la crisis de la automoción.

En este contexto se ha acordado constituir formalmente la Mesa Gallega de los Portacoches, Megapor, para acordar una posición común de cara a una urgente renegociación con las principales empresas logísticas acerca de las condiciones económicas y de trabajo.

Entre los principales puntos a reivindicar, destaca la aplicación inmediata de la modificación de la Ley de Contrato de Transporte, según la cual debe establecerse una contraprestación por la realización por parte del conductor de las tareas de carga y descarga acorde al tiempo y a la especialización de dichos trabajos.

Respecto a la cláusula del gasóleo, debe fijarse un precio de referencia del combustible que se ajuste al peso establecido para este tipo de vehículos, según las fórmulas establecidas en las condiciones generales de contratación. Por tanto, el precio tomado como referencia en el momento de la contratación no debe representar más del 30% de la tarifa.

Por último, es preciso garantizar el cumplimiento inmediato del límite máximo legal de pago, tomándose como fecha de inicio la fecha correspondiente a la mitad del período de la factura resumen periódica o de la agrupación periódica de facturas de que se trate.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110