La transpaleta ERD 220i de Jungheinrich para operario a bordo ha ganado el premio Ifoy al ‘Vehículo Especial del Año’, erigiéndose como la mejor novedad en su segmento. El jurado ha valorado la compacidad, seguridad y ergonomía de este modelo, que ya fue distinguido como ‘Best of the Best‘ con el Red Dot Design Award en 2021.

Esta carretilla utiliza dos módulos de batería de iones de litio compactos, integrados dentro del chasis, en lugar de instalar una batería grande entre la plataforma y las horquillas, como ocurría en el pasado.

La eliminación de la bandeja de la batería ofrece beneficios significativos: la ERD 220i es más de 300 milímetros más corta que su predecesora, lo que da como resultado una reducción de espacio de aproximadamente un 25%.

Las dimensiones compactas hacen que esta transpaleta eléctrica, diseñada para un uso flexible en almacenes y para la carga y descarga de camiones, sea especialmente versátil y ágil de conducir.

El radio de giro de 1.985 milímetros permite maniobrar con precisión en espacios reducidos y favorece nuevos conceptos en la planificación futura del almacén, pues los clientes pueden destinar más espacio al almacenamiento en la misma superficie.

Además, Jungheinrich ha mejorado la distribución en favor de los parámetros de conducción, lo que se evidencia en una potente aceleración y permite velocidades de conducción de hasta 14 km/hora.

La carretilla se ofrece en dos espaciosas versiones de plataforma, ambas con paneles de protección laterales fijos en tres lados, que permiten una conducción segura y una posición cómoda.

Gracias a su nuevo mástil de elevación triple con 3.760 milímetros, la ERD 220i se puede utilizar para apilar además de para cargar y descargar. Al mismo tiempo, es tan compacta que se puede utilizar sin problemas en el interior de camiones o incluso como vehículo de dos pisos elevando el brazo de soporte, pudiendo transportar dos palets, uno encima del otro.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110