La crisis económica derivada del Covid-19 ha golpeado duramente a las microempresas, pequeñas y medianas empresas, que suponen más del 96% del total en España. Llegado el último trimestre del 2020, las campañas de Black Friday y Navidad se presentan como su último tablón de salvación.

Muchas de ellas ya han iniciado procesos de transformación digital ante los profundos cambios de hábitos que se iniciaron con la pandemia y que han supuesto una migración masiva de las ventas al mundo ‘on-line‘.

El crecimiento del 20% del e-commerce en el país ha llevado al 80% de las empresas a apostar por la digitalización para poder competir en igualdad de condiciones. Será, por tanto, la correcta adaptación a la omnicanalidad, la que determine en gran medida su éxito durante la campaña navideña.

La compañía de marketing y ventas Convertia ha reunido algunas de las mejores estrategias por las que pueden optar las pymes en este periodo, empezando por la creación de ‘landing pages’ dinámicas y personalizadas, en las que los visitantes encuentren múltiples canales de conversión.

En este sentido, es realmente importante contactar con el cliente potencial entre los 15 y 45 segundos tras el primer contacto en la red. Además, en el ámbito de la automatización, se recomienda el uso de chatbots controlados con Inteligencia Artificial para interactuar con el cliente y apoyar la conversión.

Atención al cliente

Tampoco hay que descuidar la atención telefónica, pues las conversaciones con personal especializado que pueda resolver las dudas son claves para muchas compras. Las ventas generadas en el entorno digital y cerradas vía telefónica se incrementaron en más de un 100% durante la cuarentena.

Asimismo, la incorporación de la Inteligencia Artificial a los ‘contact centers’ permite conocer hasta los estados anímicos del cliente y detectar cómo refutar objeciones, ofrecer nuevas ofertas, mejorar el argumentario de los vendedores, etc.

En definitiva, poder contar con una plataforma tecnológica que permita integrar todos los procesos de marketing y ventas permite hacer un seguimiento en tiempo real desde el primer contacto en el mundo digital hasta el cierre de la venta.