Aviones aparcados de Lufthansa

El acuerdo llega semanas después de la mayor huelga de la historia de la compañía.

Lufthansa y Verdi, sindicato alemán de servicios públicos del que depende el personal de tierra de la compañía, han llegado a un acuerdo sobre los planes de pensiones y remuneraciones para los operarios de tierra de la aerolínea alemana. El acuerdo llega dos semanas después del fin de la huelga del personal de cabina, que se saldó con más 4.700 vuelos cancelados y más de 550.000 pasajeros afectados.

El acuerdo firmado entre ambas partes establece una paga única de 2.250 euros para 2015 y un incremento salarial del 2,2% para 2016 y 2017. Además, se establece un plan de pensiones para el personal de tierra de nueva incoporación a partir de enero de 2016 y una paga de 600 euros para los trabajadores recién incorporados.

Según lo acordado, la aerolínea alemana contribuirá con el 5,2% del salario a los nuevos planes de pensiones de los operarios de tierra, que aportarán un 1% mediante copago. Asimismo, los empleados que han sido o serán contratados hasta el 31 de diciembre de 2015 podrán ser incluidos dentro de un nuevo sistema de prestación definida para los empleados.

Este miércoles Lufthansa tiene previsto reunirse con el sindicato UFO de tripulantes de cabina, el sindicato de pilotos Vereinigung Cockpit (VC) y el sindicato Verdi del personal de tierra.

La aerolínea alemana quiere reducir sus costes unitarios, motivo por el que negocia con los sindicatos sobre planes de jubilación, salarios vinculados a la productividad y edades de jubilación, principal problema de las negociaciones y razón de las huelgas del pasado mes de noviembre.