Los representantes de los trabajadores de la plataforma logística de Amazon en el municipio madrileño de San Fernando de Henares parecen ir cansándose de la falta de avances en las negociaciones con la empresa para buscar una solución al conflicto laboral.

Tras diversas reuniones habidas a finales del mes de agosto sin que se hayan producido avances sustanciales, algunos sindicatos como Comisiones Obreras afirman que la dirección del e-tailer en España se encuentra atada de pies y manos de cara a negociar las condiciones de un nuevo convenio colectivo y que cualquier respuesta, sea positiva o negativa, pasa por lo que decida la central de la compañía en los Estados Unidos.

En el último encuentro, según refiere CGT, Amazon se ha comprometido a aceptar algunas reclamaciones de los trabajadores en relación con los pagos de la nocturnidad en vacaciones, en horas extra o flexibles, aunque aún quedan pendientes otras reclamaciones de los empleados relacionadas con complementos salariales y condiciones de trabajo.

Sin embargo, empieza a repetirse las quejas de los representantes sindicales ante la falta de acuerdos de mayor calado, algo que, a su juicio, pone en peligro la paz social existente en las instalaciones en los últimos meses y, consecuentemente, acerca la posibilidad de que se produzcan movilizaciones, justo cuando se acerca el mayor período de actividad para Amazon, de cara al ‘Black Friday’ o las navidades.