La Subdirección General de Inspección de Transporte Terrestre ha presentado a las asociaciones nacionales de transportistas el Plan Nacional de Inspección para el sector en 2022.

A lo largo del año, se completará la integración de todas las Comunidades Autónomas en la nueva aplicación informática de carácter nacional, de modo que todos los expedientes sancionadores se tramiten del mismo modo. El Plan priorizará además la inspección de las empresas de transporte extranjeras que operan en España, en especial las denominadas empresas buzón.

Además, en julio de 2021 se firmó un nuevo protocolo de actuación para reforzar la lucha contra el fraude en las contrataciones de trabajadores. A tal efecto, el Ministerio de Trabajo ha creado la Unidad Especial de Coordinación sobre Lucha contra el Fraude en el Trabajo Transnacional.

La inspección a las empresas buzón se llevará a cabo tanto en carretera como en las empresas cargadoras, comprobando el cumplimiento de la normativa social y de cabotaje. En este sentido, con la entrada en vigor en febrero de la regulación laboral y de cabotaje contenida en el Paquete de Movilidad, la Inspección de Transporte podrá realizar un control más exhaustivo de las empresas extranjeras deslocalizadas que operan en España.

Igualmente, a partir de ese mes, el conductor deberá introducir manualmente el símbolo del país en el que entra después de cruzar la frontera de un Estado Miembro, al comienzo de la primera parada, lo que favorecerá también el control de las empresas extranjeras que realizan transporte nacional.

Morosidad y tiempos de conducción

En lo que respecta a la lucha contra la morosidad, se priorizará el control del cumplimiento de los plazos máximos de pago en el sector del transporte. Por otro lado, se hace innecesario el uso del certificado de actividades, dado que los datos que contiene pueden ser registrados por el tacógrafo digital o bien haciendo anotaciones manuales en los registros del tacógrafo analógico.

También se llevará a cabo un año más el control anual de los tiempos de conducción y descanso sobre la flota de vehículos que están obligados a llevar tacógrafo en España. Deberán revisarse en 2022 al menos 3.173.513 jornadas de trabajo de los conductores profesionales, de las que en torno a un 50% se controlarán en la sede de las empresas y el otro 50% en carretera.

Otras actuaciones de control incluidas en el Plan son las referidas a la inspección de las operaciones que tengan su origen o destino en grandes centros generadores o destinatarios de cargas, el control sobre las empresas que ofertan servicios de transporte ‘on-line‘, en especial en lo referido a plataformas de paquetería, y el control de las cooperativas de trabajo asociado que actúen irregularmente en el ámbito tributario y laboral.

Próximamente, se procederá a la aprobación definitiva del Plan Nacional de Inspección de Transporte por Carretera, con las aportaciones realizadas por los miembros del Comité Nacional de Transporte por Carretera y las observaciones que planteen las Comunidades Autónomas y las Fuerzas de Vigilancia en carretera.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px