La Asociación Española de Promoción del TMCD (SPC-Spain) ha publicado el informe del Observatorio Estadístico del TMCD en España correspondiente al año 2019, según el cual el transporte marítimo de corta distancia ha terminado el pasado 2019 con un movimiento total de 269,5 millones de toneladas, registro que implica un incremento de un 7,1% con respecto a 2018.

El dato porcentual de crecimiento en 2019 es superior al que se registró en 2018, algo que se debe principalmente al aumento en el tráfico de graneles líquidos, que ha sido de un 14% anual el pasado ejercicio.

En el mismo sentido, la capacidad ofertada de carga rodada en 2019 ha aumentado un 4,6% en términos generales, con un ascenso de un 5,9% en la fachada mediterránea, mientras que, por contra, presenta un retroceso de un 6,5% en la atlántica.

En relación con el transporte por carretera, el TMCD ro-ro captó en 2019 el 11,1% de la demanda de transporte internacional, creciendo respecto a los años anteriores. Italia, con una cuota del 53,4% sigue siendo el país que presenta una participación del TMCD Ro-Ro más alta.

Destaca el crecimiento de la cuota de Bélgica que alcanza el 20,1%. Marruecos, con una cuota del 10,3%, se incluye por primera vez en este análisis dada la importancia que están adquiriendo las rutas alternativas al cruce del estrecho de Gibraltar.

En cuanto a la evolución del tráfico rodado muestra que las diferencias existentes entre fachadas continúan reduciéndose con un aumento anual de un 7,9%, para un total anual de 21,2 millones de toneladas, volumen que ha sido inferior al de 2018.

Por fachadas, en la Atlántica, que ha registrado un ascenso anual de un 13,3%, destaca el gran aumento de los flujos con Bélgica y, aunque con cifras inferiores, también con Irlanda gracias a la nueva línea de Brittany Ferries En cuanto a la fachada Mediterránea destacan los crecimientos de los tráficos con Italia y Marruecos y el aumento ha sido del 7%.

Así mismo, en relación con el transporte por carretera, el transporte marítimo de corta distancia ro-ro captó en 2019 el 11,1% de la demanda de transporte internacional, más que años anteriores.

Por tráficos, los servicios con Italia, con una cuota del 53,4% siguen siendo el mercado más destacado, mientras que el año pasado ha destacado el crecimiento de la cuota de Bélgica que alcanza el 20,1%, mientras que Marruecos ofrece una cuota del 10,3%.