La logística que necesitará las vacunas de la covid-19 supone todo un reto que Tipsa y Cool Chain Logistics asumen al adaptar su red para productos farmaécuticos a la distribución de unos medicamentos en los que están puestas muchas esperanzas para intentar volver a un estado similar al que existía antes de la llegada de la pandemia.

Así pues, con la inauguración en agosto del hub central del operador y la reciente activación a pleno rendimiento de la nave de temperatura controlada de 5.000 m², Tipsa se ha preparado a conciencia para llevar a cabo la distribución de la vacuna con todas las garantías y los procedimientos de tratamiento que requiere.

A esta nueva nave se suma la completa adaptación de las diferentes plataformas regionales, delegaciones y vehículos de la compañía para poder realizar servicios de transporte en temperatura controlada.

En consecuencia, esta adaptación le ha permitido a esta compañía ser de las primeras del sector en contar con el certificado GDP de Buenas Prácticas en la Distribución de Medicamentos y con la certificación OEA.