Una moción presentada por el PP en la Comisión de Transportes del Senado para pedir el reestablecimiento de la línea entre Gijón y Nantes-Saint Nazaire ha salido adelante tras recibir el apoyo mayoritario al acordarse una enmienda transaccional.

A través de dicha enmienda, «la Comisión de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana del Senado insta al Gobierno a continuar con las negociaciones y trabajos en curso a fin de garantizar la puesta en funcionamiento del servicio de la Autopista del Mar entre los puertos de Gijón y Nantes-Saint Nazaire, así como el tráfico de mercancías y de viajeros, siendo necesario determinar el apoyo y disponibilidad de los puertos terminales y las cuantías presupuestarias que suponen la viabilidad de la Autopista que tendrá una financiación público/privada, tomando en consideración el escenario de movilidad sostenible».

El Partido Popular pide que se pase de las palabras a la acción para que el puerto de Gijón no sea el único sin conexiones para dar servicio de tráfico ro-ro al transporte por carretera hacia el norte de Europa, ya que, a su juicio, Asturias necesita esta autopista del mar.

Balearia lleva tiempo interesada en volver a poner en marcha esta línea y, de este modo, abrir su primer servicio en la cornisa cantábrica, aunque para ello reclama el apoyo de las instituciones, con el fin de que se cubra un posible déficit de explotación, sobre todo al comienzo, mientras se consolida el tráfico.

La línea ya estuvo en funcionamiento desde 2010 y hasta 2014, demostrando, por el número de horas de navegación, el tráfico de viajeros y mercancías, así como los descansos de los conductores en las horas nocturnas de la travesía, un gran atractivo.