Buque Wes Amelie de Wessels

20 de las 120 toneladas que habitualmente utiliza el buque para uno de sus trayectos serán reemplazadas por el GNS.

La naviera alemana Wessels Marine ha puesto en marcha un nuevo proyecto junto a MAN Energy Solutions para la adaptación del portacontenedores Wes Amelie al Gas Natural Licuado Sintético, GNS, que se produciría a partir de energía eléctrica renovable.

La iniciativa, en la que también participan Unifeeder y el productor de GNL Nauticor, pretende demostrar que el Gas Natural Licuado Sintético puede utilizarse como combustible en el transporte marítimo.

Para ello, 20 de las 120 toneladas que habitualmente utiliza el buque para uno de sus trayectos, serán reemplazadas por el GNS, mucho más respetuoso con el medio ambiente. El objetivo es lograr una reducción de 56 toneladas de CO2 en cada viaje.

La planta de licuefacción de Audi en Werlte, que aún está en construcción, proporcionará el gas para este proyecto, que será generado mediante energía eólica. Está previsto que el primer viaje del buque con GNS se lleve a cabo en el segundo trimestre de 2020.

Ya en 2017, este portacontenedores, con capacidad para 1.036 TEUs, se convirtió en el primero del mundo en ser adaptado al GNL. Este nuevo proyecto será un importante paso para avanzar en la hoja de ruta de MAN Energy Solutions para conseguir que el Gas Natural Licuado y el Gas Natural Licuado Sintético sean la llave de un transporte marítimo descarbonizado.

Por el momento, los costes del GNS son demasiado elevados, pero si las administraciones trabajan juntas en esta dirección, podrán conseguir que se convierta en una opción viable y que esté disponible para los operadores.