La semana pasada ha comenzado a operar la nueva línea marítima semanal de carga rodada que conecta el puerto de Cartagena con el sur de Francia.

Un total de veinte camiones pertenecientes a empresas transportistas murcianas como Grupo Caliche, Hermanos Inglés o Primafrio han partido desde el enclave cartagenero como parte de una primera salida piloto, con un total de 412 toneladas de productos hortofrutícolas y mercancía general, y para el que ya hay nuevas empresas que se incorporarán en las siguientes semanas.

El servicio quiere convertirse en una alternativa complementaria viable al transporte de carretera, ya que propone acortar en un día el tiempo de viaje y una optimización, según cifras oficiales, del 15% en la flota de camiones de las empresas, debido a que el al conductor descansa en el ferry y llega a Francia con el tacógrafo a cero para iniciar su marcha hacia su destino europeo elegido.

En este mismo sentido, los transportistas murcianos estiman que la línea permitirá que los conductores pasen el descanso semanal en su domicilio y posibilitará una importante reducción de la huella de carbono en sus servicios.

El ferry que realiza el trayecto, con capacidad para una veintena de camiones, 17 de ellos con enganche eléctrico, dispone de rampa de entrada y de salida, por lo que los vehículos pueden entrar de cara en el buque, sin necesidad de maniobrar.

La salida, con frecuencia semanal y consignada por Agencia Marítima Blázquez, se efectúa los sábados a las 22 horas, con un tiempo de tránsito estimado entre 25 y 28 horas, y llegarán a Toulon para bajar del ferry e iniciar su ruta.