Adif ha activado este 15 de noviembre su Plan Director de Medidas Preventivas de Invierno 2021-2022, cuya vigencia se extenderá hasta el 1 de marzo.

Comprende una serie de medidas y actuaciones para los más de 15.000 kilómetros de líneas ferroviarias que componen la Red Ferroviaria de Interés General dirigidas a minimizar el impacto de los fenómenos meteorológicos propios del invierno sobre la explotación ferroviaria.

Durante el periodo de vigencia del plan, las distintas áreas operativas de Adif se coordinarán con las 16 empresas ferroviarias de transporte de viajeros y mercancías que operan en la red para garantizar la calidad del transporte en las líneas de ancho estándar, ancho ibérico y ancho métrico.

Asimismo, Adif cuenta con la colaboración de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), de la que recibe alertas periódicas de los eventuales riesgos de lluvia, viento y nieve que puedan afectar a las líneas de la red ferroviaria, que facilitan la activación de medidas de carácter preventivo.

Entre las actuaciones que se recogen en el plan, destacan algunas diseñadas a partir de la experiencia obtenida durante la gestión del temporal ‘Filomena’, registrado el pasado mes de enero.

Así, se ha establecido un orden de prioridad para limpiar de nieve y hielo los accesos a las principales estaciones de viajeros y terminales de mercancías. De este modo, se pretende facilitar el restablecimiento del tráfico en las principales líneas y permitir la intervención sobre el resto a la mayor brevedad posible.

También se detallan los puntos estratégicos donde se habilitarán reservas de combustible para el abastecimiento de maquinaria ferroviaria de intervención sobre la infraestructura con tracción diésel, en caso de que sea necesaria su actuación durante largos periodos de tiempo.

Por otro lado, se reforzará el personal de atención al viajero en las estaciones que gestiona Adif que registran más de 150 usuarios diarios, con el fin de garantizar que los pasajeros reciban información actualizada sobre posibles variaciones en los horarios de los trenes.

Estas medidas se suman a las de años anteriores, entre las que destacan la disposición de 19 máquinas quitanieve o la revisión de los dispositivos de deshielo de los cambiadores de ancho, instalaciones que permiten ajustar la rodadura de los trenes para que, en su circulación, pasen desde una vía de ancho ibérico a una de ancho estándar, y viceversa.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px