Tras una jornada de huelga y la suspensión de las movilizaciones de los estibadores del puerto de Avilés de hace unos días, finalmente se ha producido un acuerdo entre empresas y trabajadores del sector del enclave asturiano.

De este modo, se desvanecen las amenazas de nuevas jornadas de paro que podrían haber lastrado la actividad portuaria en un escenario económico adverso, marcado por los efectos económicos de la pandemia de coronavirus.

Así pues, este pasado fin de semana, los estibadores del enclave asturiano han ratificado el principio de acuerdo alcanzado con las empresas estibadoras de la dársena avilesina y está semana se formalizará el acuerdo ante los servicios de mediación laboral del Principado.

Consecuentemente, la negociación ha permitido introducir nuevas medidas de flexibilidad para el trabajo de los estibadores del enclave y se elaborará una nueva tabla salarial.

Al mismo tiempo, también se garantizará la estabilidad laboral en el centro portuario de empleo, que, de este modo, también ve garantizada una continuidad que estaba amenazada, y se incorporarán como fijos diez estibadores eventuales de la bolsa de trabajo para el colectivo.

De igual manera, también se cubrirán las vacantes que generarán próximas jubilaciones, algo que era una de las principales preocupaciones de los estibadores del puerto de Avilés.