La naviera Suardíaz ha mantenido en agosto la operativa Vigo-Nantes.

El proyecto de la Autopista del Mar de Vigo siempre contempló la ampliación del servicio a otros puertos

Este viernes 7 de abril se pone en marcha la ampliación del servicio de la autopista del mar de Vigo hasta el puerto marroquí de Tánger, que se inicia con dos salidas semanales.

Dos son los pilares sobre los que se sustenta esta ampliación. Por un lado, los buenos resultados de la autopista del mar entre Vigo y Saint Nazaire, que le han llevado a Suardiaz a programar una cuarta frecuencia semanal.

Por el otro la constitución del ‘Polo Atlántico’ del Grupo PSA, integrado por las factorías de Vigo, Madrid y Mangualde (Portugal) y por la planta que el fabricante está construyendo en Kenitra (Marruecos), que se gestionará desde Vigo y que supondrá un incremento considerable en los tráficos que gestiona Gefco para PSA y que son la base de la AdM de Vigo.

El inicio de la producción de los nuevos modelos de vehículos comerciales, que mantendrán a Vigo como el primer proveedor de vehículos comerciales en Europa y el hecho de que el 89% de la producción se destina a la exportación a 80 países, con la fachada atlántica por el norte y Turquía y el norte de África en el sur como principales destinos, le confiere una importancia crucial a la ampliación de la AdM que comienza su andadura este viernes 7 de abril.

El proyecto de la Autopista del Mar de Vigo siempre contempló la ampliación del servicio a otros puertos. Las necesidades actuales de las cadenas de suministro de los sectores automovilístico, textil y agroalimentario se verán beneficiadas con una conexión al Norte de África. En este sentido, Suardiaz incorporará el puerto de Tánger a la Autopista del Mar con dos salidas semanales.

Por otro lado, la ampliación será un gran paso en el desarrollo del Corredor Atlántico, que se inscribe en las políticas de la UE de mejora de las líneas marítimas para descongestionar el sistema de transporte por carretera y reducir el impacto medioambiental.