la Generalitat catalana quiere aplicar la euroviñeta en las carreteras de titularidad autonómica

Astic ha advertido de que la creación de fronteras va «en sentido opuesto al libre mercado«.

Con motivo de los últimos acontecimientos en Cataluña relacionados con la consulta soberanista, la Asociación de Transporte Internacional de Carretera, Astic, ha exigido que se garantice la libre circulación de personas y mercancías por todo el territorio nacional, incluida dicha Comunidad Autónoma, tal y como obliga la Ley en el marco de la Constitución española.

La Asociación ha mostrado su oposición a «cualquier tipo de barrera al transporte por carretera«, puesto que esta situación iría en contra de los intereses de las empresas y, por tanto, de la actividad económica en su conjunto.

A su vez, desde Astic han querido hacer hincapié en el «papel estratégico y vertebrador» del sector del transporte en el país, ya que es transversal al resto de sectores productivos para los que presta servicio. 

El debate actual plantea la creación de nuevas fronteras, lo que en la Asociación entienden que va «en sentido opuesto al libre mercado«, así como al desarrollo de una economía cada vez más globalizada.

En este sentido, han recordado que el sector fue pionero en la apertura de fronteras durante la dictadura y han advertido de que «emplearán la misma determinación para preservar el normal ejercicio de su actividad en toda España por igual«.