Desde el sindicato CCOO han denunciado el cese de actividad de la compañía Linser Logistic&Trade, remitiendo el mismo a la Inspección de Trabajo y los juzgados de lo Social de las ciudades en los que el operador tiene presencia.

Según han indicado desde el sindicato a cadenadesuministro.es, «la compañía habría informado a sus clientes que no se les daría servicio, mientras que a nivel interno se habla de un posible concurso de acreedores», aunque oficialmente no ha sido comunicado a la representación sindical ni a los trabajadores.

La compañía proyecta este «cierre patronal» con el fin de «encubrir las falsas cuentas», ya que en el análisis detallado de las cuentas llevado a cabo por el sindicato no encuentran «ninguna razón que justifique el cierre».

Tras la venta al grupo UNO-CTC a principios de octubre de la principal división del grupo, Linser Log, especializada en externalización de procesos logísticos e industriales en instalaciones propias y en las del cliente final,  se procedió a integrar a mediados del pasado mes de octubre, las otras dos divisiones, Linser Food y Linser Box, bajo el paraguas de la sociedad matriz Linser Logistic&Trade.

Según CCOO, los 60 trabajadores que quedan en la compañía dan servicio a un único cliente, con lo que sólo la sede de Navarra mantiene cierta actividad, que es prácticamente inexistente en los centros de Valencia, Barcelona, Sevilla, Cadreita y Madrid.

Desde el sindicato han mostrado su preocupación, fundamentalmente por la manera en la que la compañía está actuando, «cesando en primer lugar la actividad de los trabajadores para decidir posteriormente su futuro, y todo ello a espaldas de los sindicatos», razón por la que han decidio poner en antecedentes a la Inspección de Trabajo.