Comisiones Obreras ha enviado una carta al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, así como a las patronales del transporte, en la que solicita «la apertura urgente de una mesa de diálogo que aborde los graves problemas que sufre el sector del transporte de mercancías por carretera».

El sindicato estima que «los problemas del sector no se resuelven sino con medidas legales y acuerdos sociales. Todavía estamos a tiempo de analizar con seriedad y rigor lo que está pasando y poner en marcha soluciones si queremos preservar un servicio esencial e imprescindible».

A juicio de los representantes de la central sindical, «la solución no pasa únicamente por abaratar el precio de los combustibles o los peajes de las autopistas. Existen gravísimos problemas sociales en el sector que urge resolver, como la falta de relevo generacional, la precariedad laboral, la penosidad y peligrosidad de la profesión, la falta de áreas de descanso vigiladas, la carga y la descarga, la competencia desleal, el dumping social, el fraude o la reconversión a energías limpias».

Comisiones Obreras afirma tener propuestas para mejorar la situación del sector, al tiempo que afirma que «subvencionando el combustible no se resuelve el drama del sector, es necesario poner encima de la mesa los problemas sociales o, de lo contrario, la conflictividad está servida«.

Esta petición de creación de una mesa de diálogo se produce apenas una semana después de que la central sindical cargara contra el Comité Nacional por convocar un paro patronal para diciembre, algo que se sentó muy mal entre las principales organizaciones empresariales del sector.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px