La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia ha elaborado un informe que recoge la opinión que tienen los distintos representantes de los usuarios sobre el transporte ferroviario de mercancías y de pasajeros.

Dentro de este análisis, en el caso del transporte de mercancías, la valoración de las empresas que compiten en el mercado sigue siendo negativa y los usuarios señalan que su actividad nacional se ve afectada por la escasez de recursos, tanto de maquinistas como de material rodante.

Además, la alternativa de acceder a los mercados internacionales también estaría limitada por los condicionantes técnicos y económicos que impone la red.

Así mismo, otro aspecto que aducen las empresas es el deficiente funcionamiento de las terminales de carga y descarga que estaría mermando la capacidad de prestar el servicio, por lo que consideran mejorable el modelo actual de riesgo y ventura, que estaría generando efectos indeseados en la calidad de los servicios prestados en las terminales.

Para las empresas usuarias, el deficiente funcionamiento de las terminales de carga y descarga estaría mermando la capacidad de prestar el servicio.

También se reportan problemas con las infraestructuras, inadecuadas, a juicio de los usuarios del transporte ferroviario de mercancías, para favorecer el desarrollo de este modo y sesgadas en favor del transporte de viajeros.

La falta de corredores exclusivos de mercancías o de auténticas autopistas ferroviarias, que agilicen y dinamicen el transporte, estaría frenando la incorporación de nuevos usuarios al sector, por lo que se reclama un replanteamiento estratégico de la red de terminales públicas que mejore la conexión entre los puntos de origen y destino de las mercancías.

Finalmente, los usuarios también subrayan la necesidad de que los operadores ferroviarios mejoren sus servicios.