contenedores Cádiz

Concasa prevé un crecimiento del 50% en los tráficos en los dos próximos años.

Tras finalizar el plazo otorgado por la Autoridad Portuaria de Cádiz para la presentación de ofertas al concurso para la gestión de la futura terminal de contenedores, la de la Compañía Gaditana de Contenedores, Concasa, ha sido la única propuesta. A partir del 11 de diciembre de 2017, se conocerá si su proyecto se adecúa a los requisitos de la convocatoria.

Su objetivo, según ha señalado su consejero Francisco Naranjo al Diario de Cádiz, es fidelizar los actuales tráficos que escalan en el puerto y presentar «un ambicioso plan de crecimiento», con la llegada a corto plazo de nuevas navieras para el transbordo de contenedores.

Además, en la nueva instalación, se subsanarían las limitaciones técnicas con las que cuenta la terminal de contenedores del Muelle Reina Sofía en cuanto al calado, la línea de atraque, la conexión ferroviaria y el patio de operaciones. De hecho, contará con una grúa post-panamax y puertas de acceso automatizadas para facilitar las operaciones de entrega y recepción de contenedores.

Con este modelo de negocio, Concasa prevé un crecimiento del 50% en los tráficos en los dos próximos años. Para ello, pretende dotar a la terminal de contenedores de maquinaria de última generación, software de gestión con una alta automatización y una gestión más eficiente de los contenedores.

Desarrollo en tres fases

En una primera fase, se trasladarán los actuales equipos del Muelle Reina Sofía a la nueva terminal, que consta de 45.000 m². Una vez concretadas las inversiones en equipos de tierra y finalizada la construcción del almacén, se ampliará la superficie concesional hasta los 90.000 m², para atraer nuevos tráficos de contenedores y en especial, el de transbordo de unidades vacías.

La tercera y última fase contempla la incorporación del resto del suelo disponible hasta llegar a los 160.000 m². Para entonces, las estimaciones de tráfico en el puerto podrían superar los 150.000 TEUs, el triple de las previsiones del puerto para 2017.