DP World ha hecho una oferta para adquirir Imperial Logistics, con la intención de mejorar sus capacidades logísticas especialmente en África y en Europa.

Así pues la compañía ofrece 890 millones de dólares, unos 752 millones de euros al cambio, por la operación, que, a su vez, queda condicionada a que los accionistas de Imperial den el visto bueno, así como a que las autoridades de la competencia la aprueben.

De este modo, además, la terminalista de Emiratos Árabes Unidos da un paso más en su transición para convertirse en un integrador logístico global de extremo a extremo tras la compra de la estadounidense Syncreon, que se ha hecho pública a principios de julio.

En concreto, DP World tiene la intención de aprovechar esta operación para mejorar la conectividad del continente africano con el resto del mundo, tomando Suráfrica como hub logístico principal.

Imperial es un proveedor de soluciones integradas de logística con presencia en 25 países y focalizado en segmentos como la salud, el consumo, la automoción, los productos químicos, la industria y las materias primas. El negocio de Imperial se ha basado en asociaciones a largo plazo con los propietarios de la carga, además de servir como socio de confianza para muchos clientes, directores y clientes multinacionales.

La terminalista tiene previsto financiar el movimiento empresarial con recursos propios disponibles existentes.