Gasnam ha celebrado este miércoles 23 de marzo una jornada sobre el Corredor Vasco del Hidrógeno, un proyecto estratégico que nace de la mano de Petronor y Repsol, que permitirá crear un ecosistema del hidrógeno y seguir avanzando en el ámbito de la descarbonización.

La secretaria general de la Asociación, Eugenia Sillero, ha subrayado la importancia de este vector energético para la descarbonización del transporte pesado de difícil electrificación, que a su vez “es sinónimo de seguridad energética, sostenibilidad y desarrollo económico”.

Por su parte, desde la Asociación del Corredor Vasco del Hidrógeno, aseguran que el proyecto permitirá la reactivación económica de la zona y contribuirá al desarrollo tecnológico e industrial, mejorando la competitividad de la industria vasca.

Constituido oficialmente en octubre de 2021, en la actualidad están implicadas 78 empresas dispuestas a sellar alianzas con otros ecosistemas industriales, compartir experiencias europeas similares, habilitar corredores de transporte y poner en valor el hidrógeno como recurso renovable.

Nuevos proyectos 

A lo largo de la jornada, se han presentado varios de los proyectos del Corredor Vasco de la Energía que guardan una relación más estrecha con la actividad de Gasnam, como el de producción de hidrógeno verde en la refinería de Petronor en Muskiz, con un electrolizador de 2,5 MW de capacidad.

A menos de un kilómetro, se está construyendo el parque tecnológico de Abanto, muy vinculado con el hidrógeno y sus tecnologías, donde habrá un centro logístico de acondicionamiento y almacenamiento, además de una hidrogenera que dispensará a 350 bar y 700 bar.

El transporte del hidrógeno desde la refinería a la hidrogenera se realizará por un hidroducto de 900 metros construido por Nortegas, que estará listo a finales de 2022. Este centro también abastecerá, en una segunda fase, a otras tres hidrogeneras situadas junto a las capitales vascas.

Otro proyecto destacado es el conocido como Hidrovan, centrado en la transición energética del puerto de Bilbao, que consiste en la adaptación o construcción de un dispositivo móvil para suministrar electricidad a los buques.

Respecto al ferrocarril, destaca el proyecto de Talgo para la tracción de trenes de hidrógeno, que constituyen la mejor alternativa a la tecnología diésel en vías sin catenaria para reducir emisiones. En la actualidad, trabaja en un prototipo que pueda circular indistintamente por vías electrificadas y no electrificadas, que se probará en varano.

 

CdS-Banner-suscripcion-OJD-750x110