El último consejo del Gobierno vasco celebrado esta semana ha dado su visto bueno a una orden del consejero de Planificación Territorial, Vivienda y Transportes por la que se establece el programa de ayudas para implantar sistemas de nuevas tecnologías y de seguridad en el sector del transporte público de mercancías y viajer0s por carretera para el año 2021.

El programa cuenta con un presupuesto de 113.000 euros, cifra que supone un incremento de un 88% con respecto al ejercicio anterior, y apoyará inversiones que sean realizadas antes del 30 de noviembre.

Así mismo, las autoridades vascas concretan que el plazo de solicitudes estará abierto durante un mes desde el día siguiente a la publicación de la orden de ayudas en el Boletín Oficial del País Vasco.

Estas subvenciones tienen como objetivo ganar eficacia en la gestión de flotas y seguridad, con el fin de avanzar hacia el transporte sostenible, modernizando el sector.

En este sentido, las ayudas se concederán, entre otros, a la implantación de sistemas de localización y gestión de flotas, como GPS o similar, conectados a un centro de control y de gestión, a elementos de seguridad como sistemas antitijera, registradores de accidentes, cámaras, tecnologías para mitigar colisiones como sensores y radares, sistemas de llamada de emergencia o sistemas de optimización de la conducción eficiente para reducir el consumo de combustible.