el-puerto-de-sevilla-consolida-su-faceta-logistica

El puerto sevillano aspira a desarrollar un distrito urbano-portuario para la integración de nuevas actividades.

La Autoridad Portuaria de Sevilla acaba de presentar su Plan Estratégico 2025, que marca las líneas a seguir para que el puerto se consolide como nodo portuario multimodal y motor del clúster logístico e industrial del sur peninsular.

El puerto busca evolucionar hacia las energías limpias, la industria 4.0, la economía circular y la digitalización, construyendo un nuevo modelo de negocio y afianzando las relaciones con la ciudad y el entorno.

En términos generales, el Plan Estratégico se articula en torno a nueve líneas principales. Entre ellas, destaca el incremento de la actividad portuaria mediante el impulso de nuevos tráficos como la biomasa y el ‘project cargo‘, la consolidación de los envíos de contenedores al norte de Europa y África Occidental, y la potenciación del tráfico ferroviario. 

Asimismo, para consolidar el clúster logístico, se ampliarán las áreas logísticas bajo fórmulas de colaboración público-privada, se incentivarán los sectores con mayor potencial y se habilitará un Centro de Innovación.  Además, se pretende aumentar la superficie industrial concesionada en una media de 45.000 m² anuales.

En tercer lugar, el puerto sevillano aspira desarrollar un distrito urbano-portuario para la integración de actividades como el turismo de cruceros. De forma transversal, se aplicarán medidas para favorecer la competitividad y la eficiencia operativa, como el desarrollo de una nueva terminal multipropósito en la dársena del Cuarto.

Nuevas medidas y objetivos

También se apostará por la transformación tecnológica y la excelencia ambiental como seña de identidad. A esto se suma la formalización de una Comunidad Portuaria activa, que se completará a finales de septiembre de 2018, y la transformación de la Autoridad Portuaria en un socio de desarrollo de negocio.

El Plan incluye objetivos concretos con los que el puerto aspira a reforzar su posición en el tráfico con las Islas Canarias, a reforzar el movimiento de agroalimentarios, abonos y siderúrgicos, atraer nuevos tipos de tráfico y conectarse con los principales hubs logísticos.