Como el buen vino, hay algunos vehículos de leyenda que pasan a convertirse en clásicos que contribuyen a engrandecer la historia de algunos fabricantes.

Este es el caso del modelo FH de Volvo, lanzado en 1993 con un novedoso concepto de cabina y que, tras cumplir 25 años, sigue siendo una referencia como vehículo premium por prestaciones y confort, al tiempo que sigue poniéndose al día para no perder comba.

A juicio de Claes Nilsson, presidente de Volvo Trucks, el Volvo FH, constituye la columna vertebral de la marca tanto por la imagen que proyecta como por su rentabilidad. La primera versión del emblemático camión estaba basada en un nuevo chasis con un diseño dinámico y flexible, al que se incorporó una nueva cabina más segura y confortable que ofrecía una experiencia de conducción y descanso totalmente nueva.

Tres actualizaciones de cabina

Tras ello, Volvo Trucks ha realizado tres actualizaciones de la cabina entre 1993 y 2008, y, posteriormente, ya en 2012, se lanzó el nuevo Volvo FH, con una cabina totalmente nueva, un sistema de climatización integrado y una serie funciones para facilitar la conducción y hacerla más segura, estable y precisa.

Además, desde su lanzamiento, el Volvo FH también ha ido incorporando innovaciones para aumentar la seguridad, ya que Volvo Trucks fue la primera marca de camiones que ofreció airbag en 1995 y en 1996 presentó el sistema de protección anti-empotramiento frontal, diez años antes de que se convirtiera en un requisito obligatorio en toda la Unión Europea. 

Por lo que respecta a su cadena cinemática, el Volvo FH incorporó caja de cambios I-Shift en 2001 y, año tras año, el modelo ha ido reduciendo su nivel de emisiones y su consumo de combustible, hasta que en 2017 se lanzó el Volvo FH GNL