zalia Asturias Gijón Avilés

Los técnicos de la Zalia deben elaborar un plan de viabilidad.

Puertos del Estado, el Gobierno asturiano, el Ayuntamiento de Gijón y las Autoridades Portuarias de Gijón y Avilés han mantenido una reunión el pasado 10 de noviembre en dicha ciudad asturiana para analizar el presente y el futuro de la Zalia.

El encuentro sirvió para que tanto las autoridades autonómicas como las locales dieran información de primera mano al presidente de Puertos del Estado, José Llorca, sobre las nuevas actuaciones que se prevén para sacar adelante el proyecto entre tantas dificultades como se está encontrando.

Puertos del Estado, por su parte, ha acudido a la cita para escuchar con atención los planes, tal y como declaró José Llorca a Cadena de Suministro en exclusiva, y, tras un período de análisis, tomar una decisión en relación con su participación en la actuación, sin precipitarse y cuidándose mucho de que cualquier inversión cuente con viabilidad futura, frente a la situación que ha vivido este proyecto hasta el momento.

Mucho por hacer

Al tiempo, el ente público del Ministerio de Fomento también tendrá que valorar el propio interés que tienen los puertos de Gijón y Avilés en participar en la actuación, con el fin de extender su hinterland y proyectarse sobre su área de actuación natural en Asturias.

Así las cosas, tanto el Gobierno asturiano como el Ayuntamiento de Gijón destacan que existe demanda para ocupar algunas parcelas de la Zalia, que se han realizado importantes inversiones en los accesos a la Zalia, pero, al tiempo, resaltan que hay que hacer frente a los costes judiciales de la expropiación de los terrenos sobre los que se ubicará la zona de actividades logísticas asturiana.

Ambas administraciones valoran muy positivamente tanto la propia presencia de José Llorca en el encuentro del viernes 10 de noviembre, como la actitud que durante la reunión mostró el presidente de Puertos del Estado, entidad que ahora tiene la pelota en su tejado, una vez reciba el plan de viabilidad que elaborarán próximamente los propios técnicos de la Zalia.