Camiones aparcados en el puerto de Bilbao

Los estibadores portuarios podrán seguir realizando el transportes horizontal en el interior del puerto de Bilbao, concretamente desde los almacenes de las empresas estibadoras al costado del buque, o desde ese costado del buque a los almacenes de las empresas estibadoras del puerto.

Así lo ha ratificado la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco que ha desestimado los recursos de suplicación presentados ante la Sentencia dictada por el Juzgado nº 5 de Bilbao el pasado 20 de Enero de 2012 en el procedimiento llevado a cabo por la Autoridad Portuaria de Bilbao y la SAGEP del puerto vasco.

De esta forma, el alto Tribunal falla a favor de  Sector Estatal de Puertos, Aduanas y Consignatarias de UGT y de la Sección Sindical de Estiba de UGT en el Puerto de Bilbao y, además, condena a la Autoridad Portuaria para que efectúe los controles pertinentes para el cumplimiento.

Cumplir la Ley de Puertos

Según ha manifestado a cadenadesuministro.es José Antonio Olaizola, responsable de Estiba de UGT, la sentencia no hace más que ratificar lo que expresa la actual Ley de Puertos de que el transporte horizontal dentro del puerto lo podemos realizar los estibadores y da un varapalo a la autoridad portuaria que durante muchos años viene mirando a otro lado haciendo una dejación de funciones de control de los servicios portuarios sin asumir las competencias que la Ley de Puertos le otorga.

Olaizola también reconoce que este conflicto es una particularidad del puerto de Bilbao por los acuerdos que las empresas estibadoras tienen con diferentes asociaciones de transportistas que han provocado situaciones muy conflictivas y que en algunas ocasiones han rozado la ilegalidad, de ahí que el sindicato decidiese actuar.

Por ello, el responsable de UGT confía en que las empresas estibadores no volverán a impugnar la sentencia ante el Tribunal Supremo y acatarán que cuando prestan un “servicio de transporte horizontal íntegramente dentro del puerto de Bilbao deben recurrir a los estibadores portuarios”.