El Grupo Moldtrans ha dado comienzo a los trabajos de construcción de unas nuevas instalaciones de cerca de 7.000 m² en el municipio valenciano de Massamagrell.

La plataforma albergará los almacenes y las oficinas de la delegación en Valencia de la compañía, reemplazando al actual centro del que dispone la empresa en la provincia.

En concreto, las instalaciones, sobre una parcela de 10.000 m², contarán con una superficie construida de 5.232 m² para almacenes, 23 muelles de carga y 1.500 m² de oficinas.

La delegación se ubicarán en una parcela cercana del mismo emplazamiento, el polígono industrial El Bovalar de Massamagrell, con acceso a la AP-7, la V21 y la A3, tres ejes viarios esenciales que conectan el área metropolitana de la ciudad de Valencia con las principales rutas de transporte por carretera de la zona, así como al puerto de Valencia.

El complejo se destinará a operativa logística y de cross-docking, vinculada especialmente a los servicios de transporte terrestre internacional en la modalidad de grupaje y carga completa, transporte marítimo en las modalidades de consolidado LCL y contenedor completo FCL con Canarias y terceros países, así como la distribución nacional.

Así mismo, las nuevas instalaciones permitirán ampliar la actual capacidad operativa de la delegación del Grupo Moldtrans en la provincia de Valencia, una vez terminen las obras en diciembre, con el fin de que las nuevas instalaciones entren en funcionamiento en el primer trimestre de 2022.

El proyecto en Valencia constituye el tercero de ampliación de sus instalaciones que acomete el Grupo Moldtrans en el último año.