Tras entrar en el mercado inmologístico español a mediados del pasado mes de junio, Realterm vuelve a protagonizar otra operación en el segmento dentro del área metropolitana de Barcelona.

De esta manera, la compañía ha adquirido un centro de logística de última milla en Barcelona ha cerrado la compra de un centro logístico de alto flujo de 6.249 m² de superficie total, con aparcamiento subterráneo para los trabajadores.

De igual modo, las instalaciones, que disponen de una altura libre interior de ocho metros, también cuentan con diez muelles altos para labores de carga y descarga, así como con dos puertas de acceso para vehículos de grandes dimensiones.

El activo, adquirido con la intermediación de BNP Paribas Real Estate en representación del vendedor, tiene un buen emplazamiento para servicios logísticos de última milla, con acceso a la intersección de la A-2 y la B-20 en el primer anillo de circunvalación de Barcelona.

El activo alquilado en su totalidad aprovecha que está solo a diez minutos del centro de Barcelona para ofrecer una posición privilegiada para realizar servicios de distribución urbana de mercancías en el área metropolitana de la Ciudad Condal.

La operación marca un nuevo peldaño en la fortaleza inversora que, pese a la crisis, se vive en el inmologístico español, que tiene sus epicentros en el centro peninsular y en el disputado mercado barcelonés, donde no abunda el suelo en localizaciones cercanas a la capital catalana.