El Gobierno prevé licitar este verano las obras de la conexión ferroviaria al Puerto Exterior de La Coruña, tal y como se ha explicado tras la reunión mantenida entre el Ayuntamiento, el Ministerio de Transportes y la Xunta de Galicia.

En las próximas semanas, se formalizará la solicitud de los fondos europeos ‘Next Generation’, a los que se recurrirá para la financiación, por lo que si en julio ya se cuenta con las partidas correspondientes, se procederá a la licitación inmediatamente.

En total, serán 140 millones de inversión, la mayor del Estado en los últimos 20 años en la ciudad. Una vez ratificado el compromiso estatal, desde la Xunta también se ha presentado al Ministerio su propuesta para la gestión de los muelles interiores, que quedarán libres con el traslado de las empresas a Punta Langosteira.

Adecuación de los muelles interiores

Las tres dársenas libres permitirán poner a disposición de los ciudadanos más de 480.000 m² de superficie. El gobierno gallego está dispuesto a hacerse cargo del 51% de los costes para garantizar la titularidad pública de los terrenos, lo que suponen 20 millones.

Además, ha planteado la firma de un acuerdo marco con el Ministerio, el Ayuntamiento, la Diputación de Galicia, la Autoridad Portuaria de La Coruña, Puertos del Estado y Adif, para proceder a la recuperación y la urbanización por fases de los muelles interiores.

La primera fase, centrada en la adecuación de los terrenos ocupados por el muelle de Batería, podría comenzar en el primer trimestre de 2022. La segunda, a ejecutar a partir de 2025, incluiría la urbanización de Calvo Sotelo.

En cuanto a la tercera, cuya puesta en marcha dependerá de la finalización de las anteriores, consistirá en la urbanización de los terrenos de San Diego. No obstante, aún debe perfilarse el modo de acometer esta última fase al ser la de mayor envergadura, pues afecta a 377.000 m².

CdS suscribete-maritimo-900