Paro camiones en colombia

El objetivo es matricular más de 27.000 unidades a través del nuevo plan.

Tras el éxito de la línea de financiación Pima Transporte aprobada en 2015 y ante las múltiples peticiones desde el sector del transporte por carretera español para que así lo hiciera, el Ministerio de Fomento ha puesto finalmente en marcha un segundo plan con una dotación inicial de 1.200 millones de euros, de los que la mitad serán aportados por el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y la otra mitad por las cinco entidades financieras participantes.

Esta colaboración contribuirá a la reactivación del sector del transporte por carretera y el rejuvenecimiento de la actual flota de vehículos industriales. El objetivo es matricular más de 27.000 unidades este año, lo que supondrá un incremento del 20% en las ventas de vehículos.

Las diferentes entidades podrán conceder préstamos en condiciones ventajosas a través del plan PIMA, que estarán a disposición de autónomos, pymes y empresas de mediana capitalización. Así, podrán beneficiarse de largos plazos de amortización y tipos de interés competitivos.

Por otro lado, la sustitución de vehículos antiguos por otros nuevos conlleva una reducción del nivel de emisiones de CO2, lo que repercutirá en la mejora del medioambiente y el desarrollo sostenible.

El acuerdo suscrito por el BEI con el Banco Popular, BBVA, Instituto de Crédito Oficial (ICO), Banco Sabadell y Banco Santanderha contado con la presencia del titular de Fomento, Rafael Catalá y la ministra de Agricultura y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina