La Autopista Ferroviaria VIIA Transhelvética podría comenzar a operar en 2015

Del importe que recibirán Francia y España, 0,76 millones corresponden a las inversiones en España.

La Comisión Europea ha concedido una ayuda de 5,29 millones de euros a través del mecanismo Conectar Europa para el establecimiento de una autopista ferroviaria en el Corredor Atlántico desde Vitoria hasta París. De este importe, 0,76 millones corresponden a las inversiones en España, incluyendo la adecuación de la terminal de Jundiz, en la capital alavesa.

Francia y España presentaron en la convocatoria de 2016 una solicitud conjunta para la elaboración de los proyectos necesarios para la puesta en marcha de estos servicios con una inversión de 10,59 millones de euros, de los que 1,53 millones de euros correspondían a España.

Este tipo de infraestructuras contribuirán a retirar camiones de las carreteras y a fomentar un mejor reparto del tráfico de mercancías entre los distintos modos de transporte. En 2015, el Ministerio de Fomento realizó un estudio para el desarrollo de estas autopistas en la península, tanto para tráfico nacional como internacional.

Una de las principales conclusiones fue que existían varias zonas potenciales donde poder implantar este tipo de servicios, como la conexión entre Vitoria y la población francesa de Dourges, con sus posibles prolongaciones en territorio nacional.

Convocatoria de interés

Unos meses después, se constituyó un grupo de trabajo hispano-francés con el fin de elaborar una hoja de ruta para definir los estudios y actuaciones conjuntas necesarios. Esta programación, aprobada en julio de 2016, contemplaba la celebración de Manifestaciones de Interés para conocer la respuesta del mercado y las expectativas de los potenciales operadores.

Junto a ello, se acordó estudiar las características del itinerario por el que discurren las autopistas ferroviarias, especialmente en lo relativo a los gálibos necesarios. Recientemente, ambos países han lanzado una convocatoria de interés dirigida a los diseñadores y fabricantes de material rodante para estudiar su interés en la iniciativa, la viabilidad económica, y las necesidades logísticas y técnicas a tener en cuenta.