Carrefour ha empezado a utilizar la solución de inteligencia artificial SAS Viya para optimizar su cadena de suministro y mejorar la gestión de sus inventarios desde una perspectiva omnicanal.

Gracias a esta herramienta tecnológica de análisis de datos, la empresa de gran distribución podrá gestionar la disponibilidad de mercancía de manera más precisa, al tiempo que logra reducir el desperdicio de alimentos y controlar el exceso de stock.

En este sentido, el desarrollo, el primero que lleva a cabo una empresa de distribución minorista, permite recopilar y procesar datos de tiendas físicas, almacenes y comercio electrónico, en una clara apuesta de la multinacional francesa por la distribución omnicanal y la optimización del inventario.

Tras un período de prueba de un año y medio meses, SAS Viya se implementará en Carrefour de manera que permita a los equipos de abastecimiento y reposición una mayor agilidad para integrar los métodos de trabajo y mejorar continuamente los procesos de previsión de la demanda.

La herramienta de inteligencia artificial almacena y procesa grandes volúmenes de datos y permite a los expertos de la empresa gala de gran distribución desarrollar sus propios algoritmos personalizados para adaptar su gestión de mercancías y existencias a las necesidades de su red de distribución.