El consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Barcelona ha dado el visto bueno esta misma semana a la concesión de dos nuevas parcelas de la ZAL de El Prat a Cilsa, que en su conjunto suman algo más de 25.000 m² de superficie.

Estos dos terrenos son las últimas parcelas disponibles en la Zona de Actividades Logísticas de la capital barcelonesa y el período de ocupación finalizará el 31 de diciembre de 2041.

Se trata de las parcelas A30, de 14.409 m² y A9, de 10.874 m² de superfície.

En la primera de ellas, Cilsa construirá una nave logística con muelles de carga y espacio para oficinas que supondrá la inversión de 4.894.913,55 euros, mientras que, al tiempo, la segunda parcela se alquilará por la empresa gestora a Embalex.

Cilsa es una sociedad pública participada por la Autoridad Portuaria de Barcelona, que cuenta con un 51,5% de la mercantil, y la socimi Merlin Properties, que, a su vez, dispone de un 48,5% del capital, y que gestiona los terrenos de titularidad del puerto catalán situados en los términos municipales de Barcelona y en El Prat de Llobregat.