Puertos del Estado y la Autoridad Portuaria de Santander han consensuado el plan de empresa del enclave cántabro para el período que va desde este 2020 hasta 2024 y que contempla inversiones por valor de 107,2 millones de euros.

Una de las principales actuaciones que se acometerán será la construcción de un nuevo silo para el tráfico de automóviles nuevos, que se llevará 16 millones de euros con el fin de estar operativo en 2022.

Además del silo de automóviles, las inversiones más reseñables incluyen la finalización de las obras de Raos 9 y de los muelles de Maliaño 1-4.

Por otra parte, en 2021 la Autoridad Portuaria de Santander se ha comprometido a aprobar los pliegos de los servicios de practicaje, remolque y amarre adaptados al Reglamento europeo de Servicios, así como a a elaborar una nueva valoración de terrenos y lámina de agua.

En el terreno de planificación de espacios, los responsables de la dársena santanderina declararán innecesarios para la actividad portuaria los espacios ocupados por el faro del Caballo en Santoña y abordará el proyecto de reordenación de espacios en la zona de Maliaño, con la puesta a disposición de un nuevo aparcamiento para semirremolques.

Por último, el puerto ha informado que realizará un nuevo simulacro de las condiciones existentes tras el ‘Brexit’ a finales de este mismo mes de octubre.