Llega el último trimestre del año y como suele ser habitual, el sector logístico aumenta sus volúmenes de contratación para incorporar personal con el que hacer frente al pico estacional que desde hace algo más de un lustro se abre con el ‘Black Friday’ y que culmina con las rebajas de enero.

Esta tendencia se ha dado también este desastroso 2020 pese al terrible impacto de la crisis sanitiaria y, como revela un reciente estudio de Randstad, la logística y el transporte se colocan como el sexto sector en generar más empleo en el mes de septiembre.

Así pues, este segmento solo queda detrás del sector primario, las industrias manufactureras, la hostelería, el comercio y las actividades administrativas y auxiliares en lo que respecta a la creación de empleo.

Aún así, el análisis de la compañía de recursos humanos coloca este crecimiento 21,8 puntos porcentuales por debajo del crecimiento conjunto de todos los sectores económicos del país, con una franca recuperación tras el impacto de los meses de marzo y abril en la contratación, además del parón que suele ser habitual del mes de agosto.

Pese a ello, Randstad considera que las cifras de contratación en el sector logístico y de transporte son una inyección de moral para la economía española y señalan al comercio electrónico como un motor que está generando muchas oportunidades en el sector logístico.