Astilleros coreanos Hyundai Heavy Industries

Las compañías surcoreanas han comenzado a implementar medidas de reestructuración.

Los tres principales astilleros surcoreanos han decidido reducir su capacidad de producción, por primera vez en la historia, para hacer frente a las actuales condiciones del mercado de sobrecapacidad, que ha propiciado una drástica disminución en la entrada de pedidos en los astilleros coreanos.

Así, Hyundai Heavy industries ha cerrado provisionalmente sus muelles como primera medida de reestructuración, y Daewoo Shipbuilding & Marine Engineering y Samsung Heavy Industries han optado por seguir sus pasos.

La reestructuración se considera inevitable, considerando que Hyundai Heavy Industries es el que está en mejor situación de los tres actualmente. En tanto, Daewoo sólo tiene dos pedidos este año y Samsung no ha conseguido ninguno.

Además, la naviera de Hyundai y el Banco Industrial de Corea se han reunido en el mes de mayo con cinco compañías extranjeras para intentar una rebaja en el alquiler de los buques fletados y mejorar de este modo la difícil situación financiera por la que atraviesa.

En total, necesitan obtener un descuento del 28,4% sobre el precio actual para normalizar su economía. Por ello, han informado a dichas empresas de que podrían declararse en quiebra y no hacer frente a los pagos si no alcanzan una rebaja.

En caso de acuerdo, la naviera se ha comprometido a compensar la cantidad rebajada con acciones, para subsanar esas pérdidas una vez que se normalice su situación financiera.