El Consejo de Administración del puerto de Barcelona ha aprobado la constitución de una sociedad con el puerto de Busán, en Corea del Sur.

Se trata de la primera alianza entre ambos puertos para revitalizar el comercio internacional, precisamente en un momento en que la economía coreana está considerada como la más dinámica del mundo y una de las innovadoras.

El objetivo es habilitar una plataforma logística estable en Barcelona para dar servicio a las empresas que operan entre el nordeste asiático y el sur de Europa. En este sentido, el puerto surcoreano tiene previsto desarrollar una estrategia de doble entrada al mercado europeo para acompañar a las empresas del país.

Por un lado, la gestión conjunta con el puerto catalán de esta plataforma, combinada con otra similar en el puerto de Rotterdam para los tráficos destinados al norte de Europa.

Busán es hoy en día el sexto puerto más grande del mundo, además de ser uno de los grandes puertos asiáticos para la importación y exportación, y uno de los dos principales hubs marítimos de transbordo, junto al de Singapur.

La colaboración en un proyecto de estas características entre España y Corea del Sur supone un primer paso hacia la consolidación de la península ibérica como plataforma de distribución del comercio exterior coreano hacia Europa, reforzando las relaciones entre ambos países y contribuyendo a la promoción de los productos españoles en Asia.