Vista panorámica del puerto de Barcelona

El puerto está aplicando diferentes medidas para reducir el impacto ambiental de la actividad portuaria.

La Autoridad Portuaria de Barcelona ha aprobado en su último Consejo de Administración un nuevo modelo del convenio que regula la bonificación de un 15% a la tasa de actividad de los operadores que se han comprometido a desarrollar un plan de mejoras medioambientales.

Hasta ahora, tenía una duración de un año, un periodo que limitaba el alcance de las mejoras ambientales implantadas, pero el nuevo podrá suscribirse por un plazo de hasta tres años, lo que facilitará el desarrollo de mejoras mucho más ambiciosas.

Entre 2015 y 2016, un total de 13 empresas de la comunidad portuaria se han beneficiado de estas bonificaciones, obteniendo en total casi dos millones de euros de descuento en tasas entre ambos ejercicios. La bonificación sobre la tasa de actividad por criterios medioambientales es una herramienta muy potente para extender las políticas ambientales del puerto a todas las concesiones.

Esta acción se enmarca en el conjunto de medidas que la instalación está aplicando para reducir de manera efectiva el impacto ambiental de la actividad portuaria, que pertenecen en gran parte al Plan de Mejora de la Calidad del Aire para reducir las emisiones contaminantes.

Entre sus acciones más representativas figuran la promoción del Gas Natural Licuado como combustible alternativo para buques, camiones y maquinaria portuaria, así como una avanzada política de bonificaciones para los buques más limpios y la renovación de la flota interna del puerto con vehículos eléctricos del puerto.