La familia Fernández Somoza sigue haciéndose con el control total de TDN sobre el terreno sin prisa, pero sin pausa.

Así pues, los nuevos administradores de la empresa siguen ganando control territorial tras desplazar a Carlos Francisco Aremayo de los órganos de administración de TDN en diciembre y, posteriormente, hacerse con el control de TDN Zaragoza, en la que Susana Fernández, administradora solidaria de TDN desde el 20 de diciembre de 2017 junto con su hermana Belén, reemplazó a Aremayo como nueva administradora única de TDN Zaragoza, en representación de la matriz TDN.

Ahora le toca el turno a TDN Cantabria, mercantil en la que Susana Fernández también ha sustituido a Carlos Aremayo como representante de la matriz TDN, desde el pasado 8 de enero.

Susana y Belén Fernández, ambas administradores solidarias de TDN, son hijas de Luis Fernández Somoza, fundador de Transportes Azkar, hasta su venta a la alemana Dascher, y también de TDN conjuntamente con Francisco Aremayo y Gustavo Prieto.

Con la toma de la mayoría del accionariado en la paquetera TDN, desplazando de la gestión a Carlos Francisco Aremayo, la familia Fernández Somoza sigue haciéndose con el control de la empresa de paquetería a la que regresó por medio de una ampliación de capital realizada en noviembre, por un valor suscrito y desembolsado de 160.183,80 euros, para colocar su resultante suscrito y desembolsado final en los 228.834 euros.