Tras la suspensión temporal del pasado 20 de enero, varias horas de reunión en conciliación entre sindicatos y patronal de la empresa Amarres Barcelona ha permitido que se ratifiquen los acuerdos adoptados y que, en consecuencia, se desconvoque la huelga en el sector del amarre en el puerto de Barcelona.

Así mismo, según informa Coordinadora, la ratificación del acuerdo en conciliación implica que todos los puntos alcanzados pasen a tener valor de convenio.

En este sentido, los puntos claves de la negociación que han quedado definitivamente resueltos se centran en la dotación mínima de 18 personas por turno para cubrir las necesidades del servicio, frente a los 14 que estimaba la empresa.

Así mismo, también se ha conseguido que los incrementos salariales reflejen el IPC correspondiente a los años 2021 y 2022, cifrado en el 6,7%, mientras que por lo que respecta a la subida de 2023, la dirección de la empresa se compromete a sentarse el año próximo para continuar negociando.

Respecto al tercer punto en liza relativo a las nuevas contrataciones, se ha logrado la equiparación tanto en cuanto a las condiciones laborales como las salariales.

Además, señala Coordinadora, para quienes estén cubriendo bajas y suplencias del personal en plantilla la equiparación será progresiva durante los primeros cuatro años desde la formalización del contrato, lo que supone que las nuevas contrataciones recibirán un 25% del plus de disponibilidad en cuanto se cumpla un año del primer contrato, al que se sumará un 50% el tercer año y el 25% restante se aplicará a partir del cuarto año.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px