nuevas-bicicletas-con-remolque-de-ups

Los paquetes se cargan en contenedores especiales que son distribuidos en los remolques en un hub urbano.

UPS ha comenzado a probar en Londres el uso de bicicletas con remolques motorizados para la entrega a domicilio de paquetería. Este nuevo servicio forma parte de su proyecto ‘Logística Urbana de Bajo Impacto‘ y podrá revolucionar el sistema de entrega las ciudades de Reino Unido.

Los paquetes se cargan en contenedores especiales en el almacén y son trasladados hasta un hub central situado en un área urbana de intensa actividad, donde son distribuidos en los correspondientes remolques para ser llevados hasta el lugar de entrega en bicicleta o a pie.

La tecnología desarrollada por el operador permite que el trabajador encargado del traslado no note el peso de los envíos, que puede llegar hasta los 200 kg. De este modo, se agilizan las entregas de última milla de un modo sostenible.

Las pruebas, que han comenzado en noviembre y se extenderán hasta finales de diciembre, tratarán de demostrar que cualquier operario, sea cual sea su condición física, puede realizar entregas con este sistema, que además contribuye a reducir la congestión del tráfico y las emisiones asociadas a la distribución urbana.

El proyecto, en el que el Departamento de Innovación de Reino Unido ha invertido 10 millones de libras (11 millones de euros), incluye también la optimización de algoritmos para el desarrollo de un dispositivo GPS que permita mejorar las rutas, adaptar la velocidad y aumentar la eficiencia de las operaciones.