autopista-ferroviaria-entre-macon-y-calais

El servicio puede ser utilizado por semirremolques prensibles y contenedores.

El operador de autopistas ferroviarias VIIA, perteneciente al grupo francés SNCF, ha lanzado un nuevo servicio desde el puerto multimodal Aproport de Mâcon, en la línea Calais – Le Boulou.

El servicio, que pueden utilizar los semirremolques prensibles de tipo P400 y a los contenedores, es fruto de la colaboración entre el puerto, la Cámara de Comercio e Industria de Saona y Loira, y SNCF Réseau.

Se busca dar respuesta a una demanda de los clientes del operador, apoyándose en la innovación, la eficacia y el respeto al medio ambiente. Además, forma parte de las conexiones de España e Italia con Gran Bretaña a través de servicios ferroviarios y marítimos en modo no acompañado.

Esto permitirá ofrecer una alternativa a los flujos por carretera y reducir los gases de efecto invernadero. Esta clase de servicios optimiza la utilización de cada medio de transporte y combina las ventajas propias de la carretera, como la flexibilidad, con las del ferrocarril, que asegura un transporte más económico de volúmenes masificados.

En 2019, se ahorrarán unas 26.000 toneladas de CO2 en la línea Calais – Le Boulou, que equivalen a unos 26.000 camiones que pasarán de las carreteras al ferrocarril.

VIIA gestiona actualmente cinco autopistas ferroviarias, que en 2018 han transportado 106.615 unidades. Se trata de la que une Barcelona con Bettembourg recientemente puesta en marcha, en Luxemburgo, las que conectan Calais con Le Boulou y con Orbassano, en la ciudad italiana de Turín, la línea entre Bettembourg y Le Boulou, y la que enlaza Aiton, en la ciudad francesa de Chambéry, con Orbassano.