Gran parte de los puertos españoles están enfrascados en una carrera para potenciar las conexiones intermodales que les permitan enlazar de una manera más sostenible y eficiente con el interior de sus hinterland.

En esta línea, la Autoridad Portuaria de Santander buscará fórmulas para potenciar las conexiones intermodales que enlazan el recinto cántabro con el centro peninsular y consolidar su hinterland en la meseta, como ha podido constatarse en una reciente vista girada por el presidente del puerto a la instalación intermodal.

Para ello, la rada santanderina aprovechará el Puerto Seco de Azuqueca de Henares para agilizar la recepción y entrega de UTIs entre Santander y Madrid, además de para reforzar el uso del ferrocarril.

Los responsables del enclave cántabro estiman que la instalación intermodal caracense permitirá a Boluda, que pronto comenzará a operar contenedores en el Puerto de Santander, la consolidación y desconsolidación de mercancías, para exportación, por el puerto de Santander, así como la distribución de mercancías por capilaridad a toda la zona de Madrid, en el caso de la importación fortaleciendo, aún más, el hinterland del puerto de Santander.

Así mismo, el Puerto Seco de Azuqueca de Henares, del que es accionista el puerto de Santander, junto con el de Bilbao, permitirá el establecimiento de alianzas estratégicas con el futuro polígono logístico de La Pasiega.