Un total de 397 buques portacontenedores de más de 500 TEUs se encuentran actualmente amarrados, lo que supera el récord anterior de 1,57 millones de TEUs establecido en marzo de 2016, según recoge Anave a partir de los datos de Alphaliner.

Uno de los motivos de estas cifras tan elevadas es la reciente quiebra de la naviera surcoreana Hanjin. El número de buques fletados por la naviera que han sido devueltos a sus armadores asciende a 60 unidades, con un total de 432.000 TEUs, mientras que 11 unidades, con 65.800 TEUs de capacidad, permanecen amarradas.

Por otra parte, según los datos de Lloyd’s List Intelligence, que incluye los buques que llevan inactivos cinco o más días, existen 348 portacontenedores amarrados de un total de 5.140, lo que supone el 6,8% de la flota mundial en número de buques y el 4,3% en términos de capacidad.

De hecho, si no fuera por el número récord de desguaces en lo que va de año, la flota amarrada a día de hoy alcanzaría probablemente cifras muy superiores. En los 10 primeros meses de 2016, han sido enviados al desguace 144 buques, con una capacidad total de 488.050 TEUs, un 4,2% más que en el mismo periodo de 2015, según la asociación Bimco.

Cabe destacar que el 41% de esta capacidad ha sido desguazada en los últimos tres meses y que los buques de tamaño Panamax suponen el 47% del total. Este fuerte aumento de los desguaces supone un paso hacia un mayor equilibrio en la oferta y la demanda, pero indica que la situación de este mercado sigue deteriorándose.