Los delegados de CCOO y UGT de Barcelona se volvieron a concentrar el pasado miércoles ante las puertas de la empresa Transportes Martín, asociado de la patronal Trascalit, encargada de bloquear sistemáticamente la negociación del convenio provincial.

En un comunicado, CCOO  acusa a la patronal catalana de difundir falsedades en una circular enviada a sus asociados referente a la reunión del pasado martes 2 de julio, en la que la representación sindical proponía la adhesión al acuerdo suscrito por sindicatos, patronales y la Generalitat para dar soporte en la resolución del bloqueo de los convenios colectivos. El objetivo de la parte social era abrir un período de tiempo conocido que permitiese finalizar con éxito la negociación del convenio provincial.

La patronal supeditó la firma de adhesión a cuatro condiciones, entre las que incluía la afirmación de que el convenio decaía si a 31 de diciembre de 2013 no se alcanzaba un acuerdo, así como garantía de paz social en el sector. Para CCOO estas condiciones resultaban “legalmente inaceptables”.

Primero, porque el propio articulado del convenio establece que “(…) si las conversaciones o estudios motivados por la revisión del convenio se prolongaran por tiempo superior al de su vigencia inicial, o de cualquiera de sus prórrogas, se considerará éste prorrogado hasta la finalización de las mismas”. En segundo lugar, porque la  “garantía de paz social”  vulnera un derecho constitucional reconocido como es el derecho a la huelga.

CCOO informa a los trabajadores del sector, así como a sus representantes sindicales, para que no acepten las propuestas que están realizando varias empresas, que en su estrategia de hacer creer que el convenio ha perdido su eficacia a 8 de julio, están ofreciendo el mantenimiento de las condiciones del convenio a cambio de paz social.

Para CCOO supone un “chantaje” por parte empresarial, y el sindicato advierte que se emprenderán acciones legales y sindicales contra estas empresas que, “aprovechándose de la confusión del momento, están intentando vulnerar y dejar sin efecto el marco laboral,  todavía vigente hasta nuevo acuerdo”.