La mayor operación del mercado logístico de Cataluña en 2010 ha consistido en el alquiler, por parte del operador logístico CEPL, de una nave de 25.000 m² en La Roca del Vallés, en Barcelona, contando con el asesoramiento de BNP Paribas.

El operador logístico CEPL (Compagnie Européenne de Prestations Logistiques), cuenta con clientes de primer nivel de los sectores editorial, gran consumo, electrodoméstico y cosmética, entre otros, y se está consolidando como un operador de referencia en el sector logístico nacional.

La nave logística se encuentra en el municipio de La Roca del Vallés, a 25 kilómetros al norte de Barcelona, con fachada a la autopista AP-7 y muy próxima al centro comercial La Roca Village. El inmueble, propiedad del grupo TORCA, consta de una parcela de 41.138 m² donde se ubica una nave de 24.170 m² con 846 m² de oficinas en edificio anexo. La nave fue proyectada como un almacén para producto químico (APQ) y dispone de las licencias pertinentes.

”Pese a encontrarnos en un situación difícil en el sector logístico, operaciones de este tipo ponen de manifiesto que los inmuebles que poseen características específicas, en este caso, como almacén de productos químicos, son los más demandados por los clientes finales y los que permiten dinamizar el mercado”, explica Francesc Pretel, director del área industrial en Catalunya de BNP Paribas Real Estate.