El operador logístico Eddie Stobarts, uno de los integrantes del 'Transporte colaborativo' de Chep

El operador inglés Eddie Stobart, es uno de los integrantes del programa 'Transporte colaborativo' de Chep.

Chep ha ahorrado a sus clientes tres millones de kilómetros en el transporte por carretera en Europa durante los últimos 12 meses, debido al trabajo conjunto llevado a cabo con sus clientes, buscando sinergias de transporte y combinado rutas, en el marco del proyecto ‘Transporte colaborativo’.

Además del ahorro en los costes que conlleva para los transportistas y cargadores, la medida ha reducido las emisiones de CO2 en 2.887 tn métricas, el equivalente a las generadas por el consumo eléctrico anual de 397 hogares en un año. 

La compañía lanzó esta solución en 2011. Desde entonces, han buscado oportunidades de colaboración con los proveedores para eliminar transporte innecesario, mediante la reutilización de los vehículos una vez que han completado su ruta principal, mejorando así la eficiencia logística. 

¿En qué consiste el ‘Transporte colaborativo’? 

Habitualmente, los clientes de Chep envían sus productos a la distribución comercial, empleando palets azules del fabricante, en camiones que, una vez entregado el producto, vuelven a las fábricas vacíos

Ante esta situación se lanzó el programa ‘Transporte colaborativo’, mediante el cual un camión gestionado por un operador logístico, tras completar la entrega y quedar vacío, en lugar de volver a las instalaciones del fabricante, recoge los palets de los puntos de la distribución comercial para transportarlos a los centros de servicio Chep.

Una vez allí, son revisados, y reparados si es necesario, y se vuelven a entregar, empleando el mismo camión, a nuevos clientes. Este proceso acaba con los desplazamientos de camiones vacíos, reduce los costes de transporte y beneficia al medio ambiente. 

El objetivo de cada iniciativa, que varía en términos de tamaño y configuración con respecto a otras, es eliminar transporte innecesario y reducir las distancias de transporte a lo largo de la cadena de suministro, favoreciendo a los involucrados y al medio ambiente.

En los 12 últimos meses, 85 empresas europeas han participado en el programa de Chep.