lufthansa-negocia-la-compra-de-air-berlin

Actualmente, la aerolínea sigue en activo gracias a un préstamo de 150 millones de euros del Gobierno alemán.

Varias aerolíneas, entre las que destaca Lufthansa, aspiran a adquirir Air Berlin, la segunda mayor compañía aérea de Alemania, que se ha declarado insolvente en agosto después de que su principal accionista, Etihad Airways, rechazara aportar nuevos fondos para su financiación.

Desde la aerolínea de los Emiratos Árabes Unidos, que cuenta con casi un 30% de las participaciones, han explicado que no ha sido posible implementar las estrategias necesarias para mejorar los resultados de su unidad de negocio, que acumula pérdidas desde hace varios años.

No obstante, colaborarán para encontrar «una solución comercialmente viable para todas las partes«. Conviene señalar que desde su entrada en el capital del operador, en 2011, han contribuido con más de 1.000 millones de euros al saneamiento de sus cuentas.

Por el momento, Air Berlin sigue operando gracias a un préstamo de 150 millones de euros del Gobierno alemán, que debería garantizar su operatividad durante tres meses más y asegurar los empleos de sus 7.200 trabajadores.

Avance de las negociaciones

Más adelante, podrá devolver la cantidad recibida con los ingresos obtenidos a partir de la venta de activos. En este sentido, las negociaciones con Lufthansa, que tiene fletados varios de sus aviones para sus filiales Eurowings y Austrian Airlines, se encuentran en una fase avanzada.

La propuesta planteada supondría asumir el control de la aerolínea de pasajeros Niki, así como de otros aviones. En total, adquiriría unos 90, incluyendo los 38 que ya operan actualmente.

En este sentido, es preciso que las partes lleguen a un acuerdo sobre diferentes aspectos del negocio, incluyendo los aviones y la tripulación, así como los slots de despegue y aterrizaje en aeropuertos como Düsseldorf, Berlín-Tegel, Múnich o Hamburgo.

Por su parte, Condor, filial del Grupo Thomas Cook, está preparando una oferta que incluiría las principales rutas de corta distancia de Air Berlin, así como algunas de larga distancia. Además, Ryanair ha confirmado su interés por la aerolínea y ha trascendido que EasyJet podría comprar 40 aeronaves.